viernes, 23 de noviembre de 2018

La profecía del cuervo, Maggie Stiefvater

Autor: Maggie Stiefvater
Título original: The Raven Cycle. The Raven Boys
Editorial: SM
Páginas: 424
ISBN: 9788467563368
Cada víspera de San Marcos, Blue acompaña a su madre al cementerio. Esa noche, el espíritu de las personas que morirán durante los siguientes 12 meses aparecerán camino de sus respectivas tumbas. Blue nunca ha visto a ninguno de los aparecidos hasta esa noche, en la que se le acerca un muchacho, Dick Gansey, que le habla directamente. Poco después descubrirá que es un rico estudiante de Aglionby, una escuela privada de cuyos alumnos, conocidos como los Raven Boys por el emblema escolar, Blue siempre ha procurado mantenerse alejada. Sin embargo, cuando le conoce en persona no puede evitar sentirse atraída por él y por la búsqueda de evidencias de magia en la que él y tres de sus amigos, Adam, Ronan y Noah, se han embarcado. Además, Blue no puede olvidar el hecho de que el joven Glansey estará muerto al año siguiente, ni tampoco su propia profecía personal.
La profecía del cuervo es la primera parte de la saga The Raven Boys, una historia ambientada en una pequeña ciudad de Estados Unidos en la que vive Blue, una chica cuya familia es bastante particular. Vive con su madre y otras familiares que comparten entre ellas una característica poco común: todas ellas son mediums, tienen capacidades esotéricas y utilizan su magia para ayudar a las personas que se acercan hasta la casa para pedir sus servicios. Por el momento, las capacidades de Blue se reducen a actuar como canal para potenciar estos poderes.

Blue es un personaje muy al estilo de Maggie Stiefvater, excéntrico y que actúa a su aire, parece no tener amigos pero eso no le preocupa. Por eso su personalidad choca tanto con la de los chicos de Aglionby, una academia privada para chicos a la que Blue tiene bastante manía por ser tan pija. Sin embargo, la vida de Gansey, Adam, Ronan y Noah se cruzará por casualidad con la de Blue y juntos van a unir sus conocimientos para dar con la Línea Ley.

Sin duda este es un libro lleno de mitología y leyendas, como la mayoría de los libros de Stiefvater. Si algo no se le puede negar es su gran capacidad para entrelazar estos elementos con tramas juveniles de manera original y que resulte atractiva sobre todo para un público joven. Pero algo me ha fallado esta vez, y la verdad es que iba con muchas expectativas puestas en esta saga porque todo lo que he leído de la autora me ha gustado y casi todas las reseñas con las que me he topado sobre la saga le daban valoraciones muy buenas.

La caracterización de personajes es un punto a destacar de la historia, ya que los chicos tienen personalidades diversas y sobre todo están tejidos con tramas familiares que les dan una profundidad muy realista. Sin embargo veo que portan clichés que no me llaman para nada la atención y que hicieron que desconectase de ellos en muchas ocasiones. Además, Blue no ha sido un personaje que me haya caído extremadamente bien y muchas veces no llegaba a entender sus intenciones con los chicos o sus pensamientos. Pese a ello, creo que esta variedad de personalidades enriquece sin duda la trama y espero que sus partes más positivas se refuercen en las continuaciones.

En cuanto a la trama, me ha pasado algo similar, no he conseguido engancharme a la historia, creo que no queda demasiado bien explicado cuál es el objetivo de estos chicos por encontrar la Línea Ley y menos de la mano de chicos de unos diecisiete años. Es una trama misteriosa, enigmática y que encierra conexiones con algo mucho más grande que solo se ha dejado entrever en esta primera entrega. La narración tiene un planteamiento bastante clásico y se va entretejiendo de manera que al final hay un clímax que personalmente me ha parecido mal construido y predecible en cuanto a los personajes involucrados.

Es por eso que todavía no tengo muy claro si continuaré con la saga. Si lo hago no será en el futuro inmediato porque me ha dejado algo fría esta primera parte, aunque debo reconocer que me ha picado la curiosidad por saber sobre todo cómo se desarrollan los personajes y hacia donde avanzan. 



Saga The Raven Boys:
1. La profecía del cuervo
2. Los saqueadores de sueños
3. El tercer durmiente
4. El rey cuervo

domingo, 30 de septiembre de 2018

Siempre hemos vivido en el castillo, Shirley Jackson

Autor: Shirley Jackson
Título original: We have always lived in the castle
Editorial: Minuscula
Páginas: 204
ISBN: 9788499080017
Merricat lleva una vida solitaria en una gran casa apartada del pueblo. Allí pasa las horas recluida con su bella hermana mayor y su anciano tío Julián. En el hogar de los Blackwood los días discurrían apacibles si no fuera porque los otros miembros de la familia murieron envenenados allí mismo, en el comedor, seis años atrás.
Merricat es una joven de dieciocho años que vive con su hermana Constante y su tío Julian en una gran casa apartada del resto del pueblo. Su familia, los Blackwood, nunca han sido gente muy querida por los demás vecinos, pero desde que casi todos ellos murieron envenenados, la hostilidad hacia ellos ha aumentado. Ahora la única persona de la familia que se deja ver por el pueblo es Merricat cuando se acerca hasta la tienda y a la biblioteca, mientras que en la casa la vida sigue con una rutina desquiciante.

El relato que nos presenta la autora es de un terror psicológico más que explícito. El libro comienza con Merricat presentándose en primera persona como si de un diario se tratase, y aunque al principio puede parecer que su historia será inocente, pronto nos damos cuenta, mientras deambula por el pueblo, de que esta chica tiene pensamientos verdaderamente oscuros relacionados con la muerte y el odio hacia los vecinos.

La construcción de los personajes se hace de manera muy concisa, desde el primer momento somos capaces de encasillar a Merricat como una niña (pese a que ya tenga dieciocho años) peculiar que prefiere refugiarse en sus rituales y pensamientos para moverse por la realidad que le rodea; a Constance como una chica preocupada por su hermana que disfruta sobre todo con las tareas culinarias; y al tío Julian como un enfermo que desvaría constantemente. Si hay algo que no me ha llegado a gustar es la actitud de Constance, realmente no comprendía cómo era capaz de permitirle a Merricat ciertos comentarios y comportamientos, lo que hizo que no llegara a simpatizar con ella en ningún momento pese a ser la persona más cuerda de toda la casa.

Lo que más me ha gustado de la novela es que la autora sabe crear una ambientación tétrica de aspecto gótico muy envolvente, es capaz de introducirte dentro de esta familia desestructurada y hacerte partícipe de su rutina, sentirte amenazado por el contacto exterior al igual que las hermanas. Pese a ello no he conseguido engancharme a la historia ni empatizar con los personajes, y eso ha hecho difícil que la historia me atrapase. 


domingo, 15 de julio de 2018

Dolores Claiborne, Stephen King

Autor: Stephen King
Título original: Dolores Claiborne
Editorial: DeBolsillo
Páginas: 272
ISBN: 9788499080017
Una novela íntima y espeluznante, repleta de horrores que, sin embargo, provienen de este mundo. Durante treinta años, los habitantes de Little Tall Island no han podido averiguar qué pasó durante el extraño día —el día del eclipse total— en que murió el marido de Dolores Claiborne. Ahora es la policía quien quiere averiguar qué ha sucedido cuando la rica mujer para la que Dolores hacía las tareas domésticas ha muerto repentinamente. Dolores presenta su conmovedora confesión… Lo que vendrá a continuación es algo que tan solo Stephen King podría imaginar y lo demuestra abriendo, de par en par, los secretos más oscuros de los hombres y mujeres de un enquistado pueblo de Maine. 
Dolores Claiborne es uno de esos libros que cayó por casualidad en mis manos y del que no tenía idea de su existencia. Pese a no ser uno de los libros más conocidos de Stephen King, cuando empecé a investigar sobre él me llamó la atención y cogí la novela con muchas ganas. Este es el relato de una mujer ama de casa que toda su vida ha trabajado cuidando de las casas de otros, que nunca ha salido del pequeño pueblo costero en el que vive y que ahora debe someterse a un interrogatorio en el que se le acusa por la muerte de la señora de la que cuidaba, Vera Donovan.

La novela está narrada totalmente en primera persona, con Dolores Claiborne contando su historia a los policías de una manera un tanto inusual, dando saltos en el tiempo hacia adelante y hacia atrás. Lo que en un primer momento parece el relato de los sucesos de la muerte de Vera acaba por ser la historia de la vida de Dolores, destapando otro suceso escalofriante relacionado con la muerte de su marido Joe.

Hay algo en esta novela que atrapa al lector, que hace que simpatice desde el primer momento con la protagonista, ya sea por el trato horrible que recibe de Vera como por la situación familiar que se ve obligada a afrontar. Dolores es una mujer fuerte, valiente y sobre todo dispuesta a hacer lo que sea necesario para cuidar de sus hijos y protegerlos. Esto hace que tenga que tomar decisiones arriesgadas aunque eso le lleve a perder el afecto de sus hijos.

Dolores Claiborne es una historia cargada de dolor pero también de esperanza, que nos muestra que la vida de una mujer no es fácil en un mundo de hombres, que a veces hay que comportarse de la peor manera posible para sobrevivir en la selva. Stephen King escribe desde dentro de un personaje que sale adelante por su propio pie y lo hace con una prosa muy directa y clara, como su protagonista. Aunque algunas partes puedan hacerse lentas, la novela fluye fácilmente sin volverse pesada pese a ser un relato unipersonal. Sin duda, un thriller cargado de un terror psicológico bien trabajado a la mejor manera Stephen King.

lunes, 30 de abril de 2018

Llámame por tu nombre, André Aciman

Autor: André Aciman
Título original: Call me by your name
Editorial: Alfaguara
Páginas: 280
ISBN: 9788420473895
Un joven estudiante americano viaja a Italia para profundizar en sus estudios de Filosofía durante un verano. El hermoso pueblo costero en el que se instala servirá de marco para narrar una historia de amor que marcará su vida y la del joven y sensible hijo adolescente de la familia que le acoge. La pequeña mansión es un refugio de belleza, cultura y armonía, donde la literatura y la amistad fraguarán una pasión que debe mantenerse oculta. Escrita con intensidad y emoción, Llámame por tu nombre es el relato de un viaje por los rincones más profundos de los sentimientos y el erotismo, y es también, un canto a la belleza y al poder absoluto del amor.
Como muchos otros lectores, llegué a este libro gracias a la película dirigida por Luca Guadagnino, y de tanto que la disfruté no quería perderme el libro. Uno de los encantos de la película es que no terminamos nunca de entender la mente de Elio, el protagonista de la historia. En un principio parece caprichoso, altanero y borde, pero a medida que avanza la trama vamos haciéndonos familiares con la personalidad del joven. Esto es algo que en libro queda plasmado de una manera mucho más directa, pues al estar narrado en primera persona, entendemos a Elio desde el primer momento.

Se trata esta de una historia de amor, pero sobre todo de la historia de un primer amor, de aquella persona que nos cambia y nos hace crecer, evolucionar, y a partir de la cual nuestras relaciones con el resto de personas no vuelven a ser las mismas. La ambientación es la idónea para narrar este cuento, un verano en la costa italiana que se nos describe constantemente como un sueño idílico con el que es fácil identificarse. Aciman se cuida de detallar la nostalgia por esa época estival de nuestra infancia y adolescencia en la que todo era posible y que con el paso de tiempo no puede más que provocarnos un sentimiento de tristeza por los recuerdos vividos.

Llámame por tu nombre nos habla del autorreconocimiento al conocer a otra persona, de ese algo que nos posibilita el entendernos a nosotros mismos cuando intimamos con alguien que nos hace vernos como somos. Oliver es esta persona para Elio, y su tira y afloja durante todo el libro habla sobre ese juego de desear y no ser correspondido (o sí), de apasionarse antes de haber consumado nada, de empezar a echar de menos incluso cuando se está viviendo el momento. Elio puede ser abstracto en las descripciones de sus sentimientos, pero a la vez es tan concreto en detallarlos que es imposible no identificarse con ellos. Porque es esta una novela que, independientemente del contexto en el que se adscribe, toca la fibra a cualquiera que la lea por lo cercana y certera que es.

Sensible, compleja y dura, así es Llámame por tu nombre. Una montaña rusa de emociones que nos transporta al primer amor, a las tardes de verano, al fantasma de lo que anhelamos y nunca llegamos a tener, o tuvimos pero ahora parece efímero. Desde la primera hasta la última página, la novela nos transporta a un escenario del que el lector solo puede salir anímicamente destrozado. Una pequeña joya.